viernes, 9 de agosto de 2013

En Neo Hospitalet por la noche, la justicia no trabaja.


 Foto por Antoni Torres


Es irónico que en el momento en que mas infracciones y delitos se comenten, que es por la noche, la ciudad de la justicia sea solo un fantasma, una pequeña ciudad "utópica" dentro de otra "distópica" que es L'Hospitalet.

La calma esta por las calles en la vida nocturna de la Ciudad da la Injustica, sin delitos, una limpieza digna de cualquier ciudad que este a la altura de las mas sofisticadas. Luces adornando las raíces de los arboles y guardias nocturnos. Cuando solo a tres o cuatro calles de allí se están pasando papelinas o un ruso esta golpeando a su puta en alguna habitación perdida de cualquiera de las camas calientes que abundan la zona.

La clandestinidad y delincuencia es la base donde se erige esta ciudad utópica con el ostentoso nombre de "Justicia" en el que trajeados jueces entran con sus coches de lujo por el día a dictaminar la vida de otros, a juzgar lo injuzgable y a impartir su justicia aprendida en pupitres de oro y plata.

Unos grandes ventanales gruesos adornan la mayoría de los edificios, dando un único mensaje "Aquí estamos y trabajamos por ti (Pero solo de 7:00 a 18:00)" Por la noche un paraje desértico de tecnología gubernamental (ordenadores de bajo presupuesto) se ve en su interior, herramientas de trabajo en la que funcionarios teclean palabras como autómatas que muchas veces dirigen el rumbo de otros. Unas luces apagadas y lúgubres de tanatorio iluminan las grandes salas de registro y detección de metales, siempre encendidas, esperando a que por la mañana, delante de ella se hagan unas colas de horas de gente que "firma" cada semana para obtener un poco de "Libertad" en la utópica "Ciudad de la inJusticia"

Vivimos en un lugar donde la justicia tiene horario de oficina y el viejo dicho de "La Justicia no descansa" ya son solo palabrerías de viejos. Esto es Neo Hospitalet aquí solo trabajan por la noche en la ciudad de la Justicia, las ratas y cucarachas que buscan su alimento.

1 comentario:

  1. Saludos desde la proto-metrópolis Murcia. Interesantísimo reportaje este que habéis hecho. La burocracia es el combustible celuloide que mueve estas moles de cemento y supuesta justicia y es además lo que lo hace, en cierto modo, intocable. La burocracia es la creación mal forme de un ser humano que se ha creído Dios, y como bien sabemos los que caminamos por la mano siniestra, las creaciones erróneas se vuelven en contra de uno mismo. Ahahaha. Muchas felicidades por este espacio ,os deseo longevidad y placer carnal, gora eta.

    ResponderEliminar